Presidente Hernández en izada de la Bandera: “Seguimos construyendo una Honduras próspera, con mayor seguridad y más solidaria”

En un discurso de unidad, esperanza y visión de un mejor país, el presidente Juan Orlando Hernández hizo un llamado este 15 de septiembre a “la solidaridad y a privilegiar a los que necesitan más para que puedan encontrar la oportunidad de desarrollarse en esta tierra como individuo, como familia y como miembros de una sociedad”.

El mandatario hondureño pronunció esas palabras durante la ceremonia de izamiento de las banderas centroamericanas minutos antes de que comenzaran los desfiles patrios en el Estadio Nacional de Tegucigalpa.

“Celebramos el 196 aniversario de independencia y lo hacemos con fervor patrio, porque estamos viviendo un momento especial en la historia del país”, dijo Hernández ante el monumento del general Francisco Morazán en el Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE).

Presidente Hernández en izada de la Bandera: “Seguimos construyendo una Honduras próspera, con mayor seguridad y más solidaria”

En otra parte de su discurso, Hernández dijo que los hondureños luchan por el sueño dejado por los próceres de construir una nación digna, justa, de oportunidades para todos.

Cada hondureño desea una vida digna, con justicia social para aquellos que más lo necesitan, para nuestros hermanos en la adversidad -expresó.

Estamos construyendo una Honduras con las mismas oportunidades para todos –dijo-, que cuando una familia no tenga los recursos, el Estado pueda proveerlos para que pueda salir adelante.

Además, Hernández reiteró su llamado a la unidad de los hondureños, porque cuando eso ocurre “podemos hacer cosas extraordinarias”.

“Dios llene de amor y compasión el corazón de cada hondureño, aunque tengamos ideas diferentes, y llene de sabiduría y entendimiento a los que hemos sido privilegiado para servir al pueblo”, pidió el mandatario.

Presidente Hernández en izada de la Bandera: “Seguimos construyendo una Honduras próspera, con mayor seguridad y más solidaria”

Y agregó que “Todos queremos una Honduras próspera, cada vez con mayor paz, con mayor seguridad y más solidaria. Que ese manto azul, blanco y azul de la cinco estrella sea nuestra fuente de inspiración para construir la patria grande, fuerte y unida”.

Hoy –prosiguió-, nuestra Honduras le dice de manera fuerte y contundente al mundo: “Aquí estamos, de pie, con la frente en alto y sin miedo, listos para competir con nuestros productos en los mercados más exigente del mundo” y ya lo estamos logrando.

“Los honduras estamos listos para competir con nuestras bellezas naturales, nuestros legados culturales, coloniales, arqueológicos, y el calor, la alegría y hospitalidad de nuestra gente. Aquí los esperamos con los brazos abiertos”, dijo, promocionando a Honduras como destino turístico.

Hernández calificó a Honduras como un pueblo invencible que ha aprendido a levantarse cuantas veces ha sido necesario, pero que sabe que hoy más que nunca no puede volver tropezar dos veces con la misma piedra.

Estamos con la frente en alto porque la Honduras de hoy no es la misma de hace diez años. Seguimos adelante sin miedos, porque no nos ha temblado el pulso para poner a los que han atentado contra la vida y los bienes del pueblo hondureño donde deben estar, allá enfrentando la justica -recordó.

Presidente Hernández en izada de la Bandera: “Seguimos construyendo una Honduras próspera, con mayor seguridad y más solidaria”

Hernández reiteró su compromiso social con los que menos tienen, y reconoció que el Programa Vida Mejor lo hace sentirse orgulloso.

La hora de Honduras ha llegado, vivimos momentos decisivos –dijo, casi llegando al final de su discurso.

“Los hondureños no aceptamos la injerencia ni la imposición de modelos fracasados que solo han dejado caos, anarquía, pobreza y violencia en otras latitudes, y estamos llamado a decidir entre el camino bueno y el camino malo”, finalizó diciendo.